El corte pertenece a la homilía que el Obispo de Santander, Mons. Manuel Sánchez Monge, ha pronunciado en la mañana de hoy, jueves,(12 horas, en la catedral) con motivo de celebrarse la festividad de los Santos Mártires San Celedonio y San Emeterio, patronos de la ciudad de Santander, y de la Diócesis.

.- En sus palabras, el obispo ha destacado que el testimonio de estos dos hermanos romanos que murieron martirizados hacia el año 299 por no renunciar a su fe cristiana, en Calahorra (La Rioja), no se queda aparcado en el tiempo, porque se suma a los mártires por persecución de su fe que siguen produciéndose hoy en pleno siglo XXI.

Pero el obispo efectúa, sobre todo, una lectura teológica a modo de moraleja, de estos santos mártires patronos de la Diócesis porque en ellos se ha demostrado que “el amor es más fuerte que la muerte y que nadie puede impedir llegar a dar la vida por el Señor y por nuestros propios hermanos”.

En la misa de esta mañana, han estado presentes la alcaldesa de Santander, Gema Igual, acompañada por el Delegado del Gobierno en Cantabria y por el Consejero de Cultura cántabro.

PRENSA DIOCESIS DE SANTANDER.