20 años de huchas… 20 años de hechos

154

Ayer se presentaba ante los medios el gesto de Cuaresma que, como gestora, coordina Cáritas Diocesana de Santander. La hucha de cartulina que se nos entregó el pasado Domingo en nuestras parroquias y en la que podremos depositar nuestra limosna cuaresmal para ayudar a los distintos proyectos que componen cada cara lateral del cubo.

Un gesto diocesano que está de aniversario, en esta su vigésima singladura, que nos lleva a recorrer el camino de la cuaresma practicando los tres ejercicios cuaresmales que nos propone el Señor en el Evangelio, así su lema es: «Ayuna, comparte y ora». Tres palabras que están «estrechamente vinculadas entre sí y, por tanto, no se pueden separar», como nos recordó nuestro Obispo en su carta pastoral al comienzo de la Cuaresma.

«22.000 huchas, que son 22.000 familias», así fue como Dª Sonsoles López Huete, directora de nuestra Cáritas Diocesana, califico la envergadura de este gesto… sacándonos de lo intangible de las cifras y centrándonos en las personas concretas que, a través de este gesto, ayudarán a otras personas concretas. Y, dio lectura al tercer párrafo de la carta con que D. Manuel quiso acompañar las huchas (a continuación la carta indicada, y al final el desglose de los proyectos seleccionados).

Carta Obispo

 

En su intervención Dª Elisa Gutierrez Castanedo, técnico de Cáritas, nos enumeró las diferentes partes de un proceso riguroso por el que se eligen los proyectos que forman las huchas. Desde la gestación de los proyectos que coordina la Delegación Diocesana de Misiones, en escucha y estrecha relación con los misioneros cántabros en el mundo en vías de desarrollo, hasta su presentación abalada por los Obispos o superiores congregacionales… todos los momentos previos a que lleguen a la mesa de Cáritas, en que junto a nuestro Obispo, D. Manuel, se ven qué proyectos cumplen las carácteristicas que se busca apoyar desde la Iglesia: un fuerte componente de desarrollo social.

Los proyectos que se terminan eligiendo, tras recibir la ayuda —que finalmente sea recaudada en las parroquias al entregar las huchas el próximo 18 de abril, Jueves Santo: día del amor fraterno— también deben responder justificando con una memoria lo que han hecho con las limosnas que se les han dado.

El Vicario de Pastoral, D. Ricardo Alvarado del Río, que representó a nuestro Obispo ante los medios, nos propuso ampliar nuestra mirada en esta Cuaresma, para sentir también a los de lejos cercanos y ayudarlos en sus necesidades materiales.

Les dejamos aquí el resumen de los 13 proyectos, con su descripción más pormenorizada y la memoria de las huchas del año pasado.

RESUMEN PROYECTOS